El Grupo Socialista, a través de la concejala Susana Hernández, ha venido reivindicando este tipo de cláusulas en el anterior mandato

 La concejala del Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Murcia, Susana Hernández, ha expresado hoy su satisfacción porque el Ayuntamiento de Murcia esté dispuesto a regular las cláusulas sociales en los contratos públicos que realice con empresas externas. “Esta es una reivindicación que hemos venido planteando desde hace mucho tiempo, y por fin el Partido Popular parece ser sensible a este tipo de cláusulas para incorporar a las condiciones que se establezcan en los contratos municipales”.

Las cláusulas sociales consisten en la inclusión de criterios y/o condiciones especiales de ejecución en los pliegos administrativos que regulan el proceso de adjudicación de un contrato público que puede ser de obra, servicio o suministro, con el objetivo social y/o medioambiental que para cada licitación se establezca. Por ejemplo, criterios que incluyan la contratación de personas en riesgo de exclusión social, o mayores de 45 años, personas con discapacidad o víctimas de violencia machista. También se incluirían contratos reservados a centros especiales de empleo o empresas de inserción social.

Susana Hernández ha participado esta mañana en la reunión convocada por la concejala de Derechos Sociales, Conchita Ruiz, junto al resto de grupos municipales, en la que se ha aprobado la creación de un grupo de trabajo que elabore el borrador de una Ordenanza sobre cláusulas sociales para los contratos públicos del Ayuntamiento. Este equipo técnico debe presentar una propuesta de ordenanza a mediados del próximo mes de marzo, con el fin de que pueda ser revisado por los grupos políticos municipales antes de su aprobación definitiva por el Pleno municipal.

El PSOE en el Ayuntamiento de Murcia apuesta por la inclusión de este tipo de cláusulas, y recoge las peticiones que en tal sentido le han planteado diversos colectivos, como las empresas de economía social agrupadas en Ucomur (Unión de Cooperativas de la Región de Murcia), o entidades de lucha contra la pobreza y la exclusión social como Cáritas Región de Murcia.

“El principal logro de la reunión que hemos celebrado hoy es que los criterios para aplicar estas cláusulas no dependerán de la buena voluntad de uno u otro concejal, como sucedía hasta ahora, sino que con carácter general se aplicarán criterios sociales y medioambientales a la hora de los contratos este Ayuntamiento”, finalizó Susana Hernández.