Los socialistas exigen al concejal de Hacienda seriedad y recuerdan que los buenos datos de las arcas municipales responden a que “siete de cada diez promesas hechas en 2015 por el PP fueron incumplidas”

El portavoz del Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Murcia, José Ignacio Gras, ha criticado este lunes “el exceso de triunfalismo del concejal de Hacienda, Eduardo Martínez Oliva”, en relación a las declaraciones realizadas por el edil de gobierno asegurando que la economía municipal se encuentra en un buen momento.

“Hay que matizar la información del señor Oliva, que omite un dato importantísimo: los ingresos municipales tienen un alto índice de ejecución, sí, pero es, sobre todo, porque los murcianos y murcianas pagan sus impuestos”, ha explicado el portavoz socialista, quien ha añadido que “si los resultados económicos del Ayuntamiento de Murcia son positivos, tiene que ver, además, con el afán ahorrativo del gobierno de Ballesta, que promete y presupuesta inversiones que luego no lleva a cabo con tal de poder informar de un superávit que logra a costa de la no ejecución de los proyectos anunciados”.

Gras ha recordado que el gobierno local del PP sólo ha ejecutado un veintitrés por ciento de lo presupuestado en inversiones para 2015, “lo que quiere decir que Ballesta y su equipo han incumplido, sistemáticamente, siete de cada diez promesas realizadas, algo que parece repetirse este año a juzgar por los datos a 31 de mayo, que arrojan que se ha gastado poco más de cinco millones de los noventa y siete comprometidos”, ha insistido Gras.

“No se puede alardear de superávit y, además, destinar este sobrante (13,8 millones de euros) a la amortización de deuda a costa de dejar de invertir en actuaciones necesarias para el municipio y, además, prometidas y anunciadas a bombo y platillo. Mientras el concejal de Hacienda presume de ahorro, se da la paradoja de un municipio con necesidades, con las pedanías abandonadas (un sesenta por ciento de la población de Murcia), con los presupuestos de las juntas prácticamente paralizados, con problemas en el transporte público, con colegios en mal estado, con calles y caminos en los que urgen actuaciones y, lo más importante, con familias que no pueden acceder a servicios básicos y necesitan acceder a ayudas”, ha lamentado el portavoz del PSOE.

El PP da marcha atrás

Gras también ha querido recordar, en relación a las declaraciones del concejal Martínez Oliva sobre la revisión de valores catastrales que “sólo ha habido una reunión de trabajo en torno a ordenanzas fiscales, en las que el PP anunció su intención de revisar los valores catastrales para incrementarlos en un 1,03 por ciento. Desde el Grupo Socialista nos opusimos rotundamente y, nos da la sensación, por las declaraciones del concejal de Hacienda, que la falta de apoyo de la oposición y, en concreto, la negativa del PSOE, ha conseguido que cambie sus intenciones”.

Por otro lado, el edil socialista ha indicado que el anuncio de la posible eliminación del copago en Ayuda a Domicilio, Respiro Familiar y Teleasistencia, además de la bajada del precio de las guarderías públicas, llega tarde y propiciada por la presión ejercida desde la oposición y liderada por los socialistas. “Desde hace años el Grupo Socialista viene demandando la eliminación de estos copagos, a los que nos opusimos desde el primer momento. También hemos sido exigentes con la necesidad de revisar a la baja los precios de las guarderías públicas. Es bueno ver que la presión y el trabajo que realizamos da frutos con un gobierno del PP que ya no tiene mayoría”, ha afirmado Gras.

“Los socialistas vamos a seguir presionando para que se eliminen los copagos, para que se revisen los precios de las guarderías, para que se trabaje por mejorar el día a día de los ciudadanos que viven en pedanías y, sobre todo, por lograr que el PP cumpla lo anunciado e invierta en aquello que promete. De nada sirve anunciar y hacerse la foto si los proyectos quedan en un cajón. Tampoco sirve de nada intentar convencer a los murcianos de que se les perdonan más de dos millones de euros en recaudación de IBI cuando, si comparamos recibos de hace cinco años, podemos comprobar fácilmente la subida. En definitiva, Murcia necesita un gobierno serio, comprometido, que cumpla lo que dice y que no engañe a sus vecinos. Y ahí estará el Grupos Socialista, velando por hacer cumplir al PP su palabra”, ha concluido el portavoz socialista.