El concejal socialista Juan Vicente Larrosa considera que la retirada de la estación de bicicletas públicas del Palacio de los Deportes debido a actos vandálicos denota un problema grave de falta de seguridad en la zona

Ante la retirada de la estación de bicicletas públicas del Palacio de los Deportes anunciada este miércoles por Muybici tras reiterados actos vandálicos, el concejal del Grupo Municipal Socialista, Juan Vicente Larrosa, ha exigido al equipo de gobierno de Ballesta “que deje de poner parches a los problemas de seguridad y asuma su responsabilidad de una vez por todas”.


Larrosa ha indicado que “los vecinos de la zona de Atalayas llevan sufriendo situaciones de vandalismo todos los fines de semana desde hace mucho tiempo. Esta situación no solo afecta a las bicicletas públicas, sino también a vehículos particulares, comercios, vía pública, jardines y fachadas de edificios, lo que significa que la zona adolece de la seguridad necesaria, especialmente los viernes y sábados noche y las vísperas de festivos”.
Por ello, el edil considera “que eliminar la bancada de bicicletas públicas es tan solo parchear un inconveniente que los socialistas murcianos venimos reclamando desde hace ya demasiados años: la falta de efectivos policiales en nuestro municipio”.
“Los vecinos de la zona tienen derecho a vivir tranquilos y a que sus vehículos y viviendas no sigan sufriendo actos vandálicos una y otra vez. Tampoco tienen porqué dejar de disfrutar del acceso a las bicicletas públicas, en este caso unas 20, como venían haciendo hasta ahora”, ha incidido el edil socialista.
A colación del tema, Juan Vicente Larrosa ha aprovechado para volver a denunciar que “el problema de seguridad local del término municipal de Murcia se hace cada vez más acuciante”, y ha hablado de la necesidad de aumentar la plantilla de policía local en al menos cien efectivos más así como de la tardanza del PP en convocar las oposiciones prometidas.
Asimismo, Larrosa ha indicado que “debido a la nefasta Ley Montoro que en su día aprobó el PP nacional, las convocatorias de oposiciones de policías locales no permiten al Ayuntamiento de Murcia superar las treinta plazas convocadas, con lo que ni de lejos, en el caso de que se terminen convocando, se solventarán los graves problemas de seguridad que seguimos sufriendo los murcianos y murcianas”.