Los grupos municipales de PSOE y Cambiemos Murcia, y el concejal no adscrito Luis Alberto Bermejo, han presentado una moción al Pleno del próximo jueves para que sea la ciudadanía, a través de un proceso participativo metodológicamente acreditado, quien decida sobre los usos del edificio rehabilitado de la Cárcel Vieja.

Las formaciones han explicado que esta propuesta, que parte de la Plataforma Ciudadana Cárcel Vieja Memoria y Cultura, plantea la necesidad de que el proceso se ajuste a las consideraciones de ordenación urbana establecidas y cuente con la colaboración de sectores como agentes culturales, asociaciones en defensa del patrimonio, empresarios de la zona y vocales de las Juntas Municipales.

También el Colegio Oficial de Arquitectos de Murcia (COAMU) propuso en su momento realizar talleres participativos ciudadanos sobre los usos del inmueble.
Precisamente, recuerdan los grupos municipales, fue una promesa electoral del alcalde, José Ballesta, que para este proceso se iba a contar con colectivos, algo que no está ocurriendo.
Tanto Cambiemos Murcia como el grupo Socialista y Bermejo han coincidido en que la Cárcel Vieja es un edificio emblemático que “representa una voz del pasado que ha de ser escuchada”, lo que hace imprescindible que “su rescate para la ciudadanía” responda al “carácter singular integrador y de respeto de la diversidad social, cultural y política característica de nuestra ciudad”.
Y por eso, añaden, “su proceso de rehabilitación y puesta en uso debe ser abierto, integrador y esencialmente participativo” en los ámbitos vecinal, ciudadano, asociativo e institucional, como factor clave “de su futura función social y cultural, y de su arraigo social y ciudadano”.
La moción pide, además, que en las bases del concurso de anteproyectos se incluya la definición de los aspectos memorialistas, concretándolos en un museo de la democracia, la memoria histórica y los derechos humanos, así como un recurso de apoyo a la labor investigadora sobre la memoria histórica local.
Asimismo, plantea la importancia de que en el jurado del nuevo concurso se cuente con miembros de la Asociación de la Memoria Histórica-Tenemos Memoria, una persona investigadora universitaria en materia de historia contemporánea y otra que represente a cada uno de los grupos municipales.
Que se tenga en cuenta que, en ningún caso, los usos de tipo hostelero serán los primeros que se culminen para impedir que se reduzca o difumine el valor memorialista y cultural es otra de las peticiones de la iniciativa.