La concejala socialista Begoña García Retegui recuerda que el Gobierno local afirmó primero que se aprobaría en 2017 y luego en marzo de este año el acuerdo para que los edificios públicos eliminen barreras arquitectónicas y que todos los autobuses que operan en el municipio estén acondicionados para personas con discapacidad

El Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Murcia ha acusado al Partido Popular de “incumplir” el acuerdo del Pleno del pasado mes de noviembre para la puesta en marcha del Plan Municipal de Accesibilidad y la Ordenanza de Accesibilidad Universal, que tienen por objeto hacer que los espacios y edificios públicos queden libres de barreras arquitectónicas, lo cual lleva consigo la instalación de rampas y la colocación de barandillas, así como la instalación de avisadores acústicos en pasos peatonales y la adecuación de todos los vehículos de transporte público, entre otras cuestiones.

Con el apoyo de todos los grupos políticos con representación en el Consistorio a excepción de Ciudadanos, que se abstuvo, se aprobó la elaboración y posterior puesta en marcha del citado plan y se dio un plazo no superior a los tres meses para ello. Sin embargo, ese periodo de tiempo ha pasado y no hay noticias.

Cabe recordar que ya en el Pleno de enero de 2016 la concejala popular Conchita Ruiz planteó una moción para desarrollar un Plan Municipal de Accesibilidad en Murcia en cumplimiento de la normativa que obligaba a las instituciones públicas a proporcionar accesibilidad a los servicios e instalaciones de uso público que fuesen susceptibles de ajustes razonables. En ese Pleno se concretó que en diciembre de 2017 estaría el Plan.

Para ello se contó con la opinión de 59 entidades relacionadas con el mundo de la discapacidad con la intención de hacer de Murcia una ciudad más amigable con actuaciones de diversa índole.

Los más llamativo y grave del caso es que los propios afectados de discapacidad siguen denunciando la puesta en marcha de servicios municipales y la apertura de oficinas y tiendas que incumplen la ley sin que el Ayuntamiento lo impida.

“Hoy, dos años y cuatro meses después, seguimos sin un plan y sin una ordenanza que hagan más fácil la vida a las personas con discapacidad que viven en el municipio de Murcia”, ha recordado García Retegui, quien ha añadido que esto “deja patente la falta de impulso político para su elaboración y su posterior cumplimiento”.

Además, la concejala socialista ha remarcado que “el mandato de Ballesta no ha mejorado la nefasta gestión del gobierno de Cámara en materia de accesibilidad cuando tenía la obligación legal y el aparente compromiso  político de hacerlo” y ha añadido que el Ayuntamiento “debería hacer elaborado un auténtico plan que contenga diagnóstico, actuaciones, coste y evaluación permanente”.

“El PP incumple sus propios compromisos y se dedica a programar anuncios y fotos más que a hacer el trabajo que le corresponde”, ha concluido García Retegui.