El concejal Sebastián Peñaranda llevará al Pleno de mañana dos mociones, una para que se elabore un Reglamento Municipal de Contratación Pública y otra para ayudar en la burocracia a autónomos, pequeñas empresas y asociaciones a la hora de presentar facturas de forma electrónica

En aras de garantizar la transparencia, la eficacia y la agilidad en la contratación municipal el Grupo Socialista, a través de Sebastián Peñaranda, instará a la Junta de Gobierno a que diseñe y redacte un reglamento que articule los procesos de contratación.

El concejal del PSOE, quien ha destacado “el encomiable trabajo” que llevan a cabo los funcionarios del Ayuntamiento “a pesar de las dificultades provocadas por los cambios producidos por la entrada en vigor de la nueva Ley de Contratos del Sector Público”, considera ese documento necesario en un Ayuntamiento que administra el séptimo municipio con más habitantes de España y uno de los más descentralizados y complejo en su composición,  con un total  de 28 barrios y 55 pedanías que se distribuyen en un total de 881,8 kilómetros cuadrados.

En los procesos de contratación intervienen diferentes y diversos agentes municipales como la Junta de Gobierno, la Mesa de Contratación, el Servicio de Contratación, la Intervención, las Juntas Municipales… y esto requiere guiarse por unos criterios que tienen que ser recogidos en un Reglamento Municipal de Contratación Pública, tanto los grandes contratos de servicios externalizados como los pequeños contratos de las Juntas Municipales y las Concejalías.

La recién estrenada Ley de Contratos del Sector Público, que entró en vigor el pasado 8 de marzo, introduce nuevas directrices y reglamentaciones sobre este tipo de contratos para las que los trabajadores y las trabajadoras han tenido que formarse y realizar un proceso de adaptación con el fin de realizar su trabajo de forma adecuada. Esto conlleva asimismo la gestión electrónica de la contratación y la facturación, lo que a veces resulta un problema para proveedores que aún se encuentran adaptándose a esta nueva circunstancia.

A esto se suma que la obligatoriedad de presentar por parte de los proveedores las facturas electrónicamente está ocasionando problemas a autónomos, pequeñas empresas y asociaciones y en ocasiones se echa en falta que desde el Ayuntamiento se facilite el asesoramiento, la tutoría y la formación que hacen falta realizar correctamente los trámites a los que obliga la Administración.

Por ello, el Grupo Municipal Socialista igualmente instará al equipo de Gobierno a que estudie la habilitación de un servicio de tutoría, formación y gestión para estos proveedores.

“Se trata de dar facilidades a esas personas a la hora de cumplir con esa obligación que tienen y entendemos que desde el Ayuntamiento podemos y debemos ayudarles en ese sentido”, expone Peñaranda.