El concejal Antonio Benito afirma que “mientras en otras comunidades se prevén ratios de 20 alumnos, desdobles de grupos y contratación de docentes, aquí la Consejería de Educación toma decisiones de espaldas a la comunidad educativa”

El Grupo Municipal Socialista presenta al próximo Pleno una moción que tiene como fin exigir a la Consejería de Educación que complemente con fondos extraordinarios propios los aprobados por el Gobierno de España para poder afrontar el próximo curso escolar con todas las garantías de salud y seguridad.

El concejal socialista Antonio Benito advierte de la “rebelión de padres y profesorado, que viven asustados ante el inicio de un nuevo curso que no puede proyectarse como si el Covid ya hubiese pasado, pensando en ratios de 30 alumnos y tomando decisiones de espaldas a la comunidad educativa mientras otras comunidades autónomas se prevén ratios de 20 alumnos, desdobles de grupos y contratación de muchos docentes”.

El edil, que reconoce “la gran labor y compromiso de profesores y familias quienes, ante una pandemia sobrevenida, han redoblado esfuerzos, lo que ha permitido, a costa de un gran sacrificio, que continuase el proceso educativo”. Sin embargo, “la Consejería de Educación no ha sabido estar a la altura de las circunstancias. Hemos podido ver cómo, confundiendo la libertad con la dejación de obligaciones, ha trasladado a directivos y claustros la responsabilidad de ordenar el fin de curso, por lo que se han sentido solos y abandonados, usando un Aula Virtual que colapsó de manera estrepitosa, mientras las familias han estado faltas de información y agobiadas al tener que trabajar y enseñar en casa y el alumnado vulnerable con unas tareas que no fueron enviadas de vuelta al profesorado, además de la penosa gestión de las becas de comedor por parte de este Ayuntamiento”, añade Benito, quien afirma que “no podemos volver a improvisar”.

“Ya sabemos que el mejor modo de transmisión del virus es estar en ambientes cerrados, concurridos y cercanos; la perfecta descripción de lo que es un aula y que los niños, en especial a partir de los 10 años, transmiten la enfermedad como los adultos. Sin embargo, la Consejería de Educación no contempla desdobles de los grupos, ni un aumento efectivo de plantillas docentes, ni una adecuada atención de las personas en situación de riesgo o vulnerabilidad. ‘No hay dinero’, dicen con una mano, mientras con la otra aprueban exenciones fiscales a las casas de apuestas”, declara el concejal socialista.

Asimismo, recuerda que “el Gobierno de España va a poner a disposición de las comunidades autónomas unos Fondos COVID-19 que incluyen 2.000 millones de euros para Educación, la puesta en marcha del programa Educa en Digital con 260 millones de euros para digitalización de centros educativos públicos y mayor presupuesto para becas y ayudas al estudio y la Región de Murcia va a ser una gran beneficiada, con al menos unos 75 millones de euros”. Por ello, que la Comunidad complete esta dotación con recursos propios.

También propone en la moción que reducir las ratios de alumnos y alumnas por aula para respetar las distancias mínimas de seguridad aconsejadas por las autoridades sanitarias, que ponga urgentemente en marcha un plan de formación en competencia educativa digital del profesorado y que transfiera parte del dinero del Fondo COVID-19 del Gobierno de España al Ayuntamiento de Murcia para poder así sufragar el enorme aumento de gasto derivado de la aplicación de nuestras competencias en materias de limpieza y reparación de los centros .

Por último, Antonio Benito se refiere a que “este mismo Pleno solicitó en junio que se considerase convocar al Consejo Escolar de la Región de Murcia, donde se integran la mayor parte de las organizaciones y agentes educativos regionales. No lo han hecho, también pedimos un plan de conciliación, pero no dicen nada, a ver si esta vez tenemos más suerte y logramos que una decisión del Pleno del Ayuntamiento de Murcia se ponga en marcha de verdad”.